Los orígenes de Swarovski datan de 1895, cuando Daniel Swarovski – un inventor y visionario de Bohemia – se mudó a la ciudad de Wattens, en el Tirol (Austria), junto con su nueva invento para cortar y pulir cristales para joyas. Swarovski creció hasta convertirse en el mayor productor de cristales de corte de alta precisión para la moda, la joyería y más recientemente, para los sectores de la iluminación, la arquitectura y el interiorismo.

Hoy en día, la empresa, aún en manos de la familia, y guiada por su quinta generación, cuenta con unos 26.100 empleados, está presente en más de 120 países. Swarovski desarrolla principalmente dos tipos de negocio: la producción y venta de elementos de cristal para la industria, y la creación de productos decorativos acabados. Los cristales de Swarovski se han convertido en un ingrediente fundamental del diseño internacional.

Desde 1965, la compañía ha provisto a la industria de la alta joyería de cristales de corte de alta precisión y piedras preciosas originales. Las líneas de accesorios de la marca Swarovski, las joyas y los artículos para la decoración de interiores se venden en más de 2.000 establecimientos de todo el mundo, lo que reflejan la fuerza creativa que late en el corazón de la compañía.

Otro gran logro es la Swarovski Crystal Society, que cuenta con más de 300.000 miembros en todo el mundo, y reúne a los coleccionistas de las celebérrimas estatuillas de cristal. Por último, el museo multimedia Swarovski Kristallwelten, fundado en 1995 en Wattens, celebra la inspiración y la innovación del universo Swarovski.

En Luyando Opticos encontrarás colecciones de Swarovski refinadas e innovadoras, en las que la alta joyería se alía con las tendencias de moda.

Nuestros Productos

Gafas de Sol Swarowsky